Decorar con cojines


1

Los cojines pueden ser una forma muy eficaz de decorar sofás y sillones de precios reducidos, con materiales lujosos y telas ricas. También cumplen esta función con las sillas e incluso con la ropa de cama. Podemos comprar una funda de edredón bastante económica, para luego vestirla con accesorios que, incluso siendo de telas más ricas, no tienen por qué escapar a nuestro bolsillo, dado su reducido tamaño.

cojines.jpg

Un buen consejo que os podemos dar es que, en caso de enamoraros de alguna tela lujosa y cara, aunque el cojín os salga barato por su tamaño reducido, aseguraos de añadir una pequeña cremallera oculta en un lado, para poder sacar el relleno y lavar la tela siempre que sea necesario.

animal-cushion-c-1303a-b-c.jpg

Existen infinidad de formas y tamaños. Las formas más comunes son los cojines cuadrados, aunque también los hay rectangulares, redondos, cilíndricos, en forma de estrella, en forma de corazón, etc. Por supuesto, también existen simpáticos diseños infantiles que pueden dar un toque muy alegre a los cuartos de los niños.

Los cojines permiten además que combinemos colores y patrones diferentes, que en principio no vemos como combinables. Sin embargo, nos sorprenderíamos de ver las innumerables combinaciones que podemos estudiar. Es importante también no dejarnos llevar por su uso y evitar sobrecargar los muebles con cojines, dado que, además de correr el riesgo de reducir el espacio, pueden ser incluso incómodos si se colocan en exceso.

1 COMENTARIO

Dejar comentario